Se encuentra usted aquí

Circo, clown y música de "Réquiem por un payacho" clausura el Verano Surrealista

El pasado viernes 10 de agosto se realizó el cierre del curso Verano Surrealista con la participación de la Comparsa La Bulla (CDMX) con el espectáculo de circo, clown y música en vivo de "Réquiem por un Payacho". Actividad organizada por el área de Desarrollo Cultural Infantil de la Secretaría de Cultura de Morelos, que en pasadas ediciones se realizaba en las instalaciones del Centro Cultural Infantil La Vecindad, pero debido a las afectaciones del pasado sismo, en este año se llevó a cabo en las instalaciones de Fundación Don Bosco.

"Réquiem por un Payacho" representó el final de un payacho: su funeral, y la peculiar forma de su equipo de rendirle honores y despedirlo. Puesta en escena que la divertida, peculiar y conmovedora participación de la viuda, un hijo ilegítimo, su único amigo, un cocinero maldito, el enterrador, un acreedor impaciente, un rabino judío y dos colados que nunca lo conocieron, junto con la orquesta que al puro estilo de las plañideras de Guerrero conformaron este muy bizarro cortejo fúnebre que acompañó a Pápa a su última morada. Usando como marco cierta dosis de humor negro, Comparsa La Bulla construye un tableau-vive del tema con su particular estilo donde la risa está presente hasta en los que creemos los peores momentos.

Comparsa La Bulla, dirigida por Elodia de Casas, es una compañía interdisciplinaria de artes escénicas que se forma en 2001 en la Ciudad de México, integrada por artistas de diferentes disciplinas, se ha especializado en la representación en espacios abiertos y alternativos. Su propuesta artística y estética entrelaza diversas técnicas teatrales como teatro de calle, pasacalles e intervención urbana con elementos de circo, clown, bufón y música en vivo.

Con más de 15 años de exitosa trayectoria y siete montajes de creación original, la compañía se ha caracterizado por generar públicos que se vuelcan en el hecho teatral como partícipes activos de las representaciones. Los montajes producidos por la compañía son reflejo fiel de la vida latente en las calles y de la cultura popular por lo que el público se identifica con su premisa: qué viva la locura, la libertad de reír, de pensar y de soñar.

Tema(s): 
Perfiles: